Home / De su interés / LA PRACTICA DE IFA ¿ES UN ASUNTO DE FE RELIGIOSA?

LA PRACTICA DE IFA ¿ES UN ASUNTO DE FE RELIGIOSA?

  1. Si observamos el cuadro en la parte inferior de este escrito a primera vista, y nos preguntaran que vemos en él, es posible que contestemos que observamos la figura de una joven semi-de-lado con un abrigo negro de piel de oveja y una cinta en el cuello. Pero si en nuestras observaciones cambiáramos el mentón de la joven por la nariz de una abuela y la cinta en el cuello de la joven, por la boca de la abuela, estaríamos viendo a una abuela anciana en lugar de una nieta joven. Lo mismo pudiera verse al reverso, si la primera impresión fue la abuela.

    En nuestras observaciones, tenemos que analizar el importante hecho de que para convertir la nieta en abuela o la abuela en la nieta, usted no le hizo ninguna transformación física al cuadro. Usted no le pinto lineas adicionales, o le borró alguna que ya tenía. Lo único que usted hizo fue ampliar su capacidad de observación y percepción, de manera que la nueva información o conocimiento recibido le brindó nuevas posibilidades donde usted estaba atada a una sóla. La explicación ilustrada en este cuadro pertenece a la ciencia social de la Psicología Gestalt introducida por el psicólogo Alemán Kurt Koffka, quien nos quizo dejar ver que nuestras percepciones son solo una parte del “todo” de posibilidades que existen y que es solo nuestra realidad percibida, la cual no explica la realidad del “todo” que se puede percibir. La ciencia moderna nos ha dado evidencias que nuestras percepciones estan fundamentadas en nuestras experiencias y conocimientos, por lo tanto, si estas experiencias y conocimientos son pobres, nuestras percepciones también serán pobres y les daremos significados contraídos y distorcionados a los eventos que diariamente enfrentamos. Cada significado que le demos a los eventos que experimentamos a través de nuestros sentidos, son representados en nuestro cerebro, quien cada vez que registre el mismo significado repetidas veces, creará circuitos sinápticos (comunicación entre neuronas, las células de nuestro cerebro) que se convertirán en nuestros hábitos y creencias, condicionarán nuestro ego (el “yo”que nos identifica) y después estos circuitos (hábitos y creencias) dirigirán nuestras vidas de manera automática 95% del día según los especialistas de la neurosiquiatría como lo son Rudolf Tanzi y Daniel Sigle. En otras palabras, nosotros somos como especies de robots 95% del día, que repetimos, pensamos y hacemos lo que ya conocemos, aunque sea una distorcion de la realidad y un límite que nos perjudique. Es decir, nuestras percepciones pueden que nos estén engañando 95% del día y trayéndonos sufrimientos y obstáculos tal y como lo advierte el signo Òyèkú Ìká: “Sólo las percepciónes son las que se oponen al hombre”. La única manera que tenemos de librarnos de una consecuencia tan nefasta, es adquiriendo conocimiento de alta energía, conocimiento exacto. Este conocimiento se encuentra sólo donde hay evidencias irrefutables e investigaciones acertadas. Nunca lo encontraremos donde hay percepciones contraídas por el ego saturado de arrogancia, que nos hace ver que lo que sabemos es lo suficiente como para disputar una verdad. De esta manera sólo nos hallaremos encerrados en un ring de lucha donde cualquier pelea que se “gane” deja pérdidas en el alma y la única condición que se exige para este tonto y aferrado enfrentamiento donde no hay ganadores, es la persistencia del capricho y la ignorancia y la fuerza, pero no el poder de la razón. Esto quizás sea propicio para los animales irracionales, pero ¿es razonable para los humanos que como dádiva divina tenemos acceso a la capacidad del pensamiento y el análisis? Creo que usted estará de acuerdo conmigo en el NO. Este diapazón de conocimiento puede ser aplicado con toda confianza al entendimiento de la “fé religiosa”.
    Con frecuencia oimos la frase: la “religion” es una question de “fé”, aún se repite en los medios de comunicación, como si la palabra fé, fuera una opción que escogemos en nuestras vidas para depositar confianza en algo o alguien, pero no por evidencia, y consecuentemente se aplica a la “religión” porque ésta por si sola es questión de arbitrariamente creer basado en simpatía, gustos y no en pruebas. Pero nada más lejos de la verdad que este pensamiento. Al hablar de fé no podemos dejar fuera de su análisis la definición dada por una de las fuentes más universales, sino es la más, y me refiero a la Biblia. Este libro es el más divulgado en toda la historia y utilizado en sus citas, no sólo por organizaciones religiosas, sino también por hombres de leyes, governantes, científicos y artistas. En su libro de Hebreos 11:1 nos dice: “Fé es la expectativa segura de las cosas que estan por venir, la evidencia de lo que no se vé.” Note que según estos escritos la fé está basada en evidencia. Usted no deposita confianza en algo o en alguien, a menos que no tenga conocimiento o evidencia de que puede hacerlo, es decir usted primero está segura o convencida por las evidencias que obtiene. Esas evidencias son las que estan dadas por la ciencia, a través de experimentos, observación e investigación de meta-análisis para buscar el entendimiento del tema que se analiza. Por eso, decir que la práctica de Ifá es una question de fé, es tambien decir que la práctica de Ifá es questión de buscar el entendimiento basado en evidencias. estudio y análisis de las pruebas que existen para apoyar un porqué. Esos son los modelos científicos dentro de Ifá que elimina el velo de la superstición, el oscurantismo y la ignorancia que los enemigos de Ifá han tendido sobre la indiscutible efectividad de su práctica durante siglos. Ifá no se limita a una práctica ritual, muchas veces arbitraria, sólo porque “una vez me dio resultado”. Ifá pide entendimiento basado en evidencias científicas del porqué ese rito es el adecuado y cuando se debe hacer. Practicar Ifá sin interesarnos en estas evidencias, nos convertiríamos en fanáticos y estaríamos suministrando motivos a sus enemigos para mantener una opinión peyorativa y minimizadora de la gran “obra maestra” que es Ifá, como la catalogó la bien conocida organización de las Naciones Unidas, la UNESCO. ¿No debería ser esto un motivo de orgullo para todos los practicantes de Ifá? Entonces nuestra fé en Ifá tiene que ser practicada en este siglo XXI con EVIDENCIAS, con un enfoque actualizado de sus conocimientos, como el mismo Ifá lo exige en sus escrituras. No Podemos “echar vino nuevo en vasijas de cuero viejas, porque su fermentación rompera las vasijas y se derramará el vino”. Las nuevas evidencias científicas arrojan nuevas luces sobre las profundidades existentes en Ifá, cuyo entendimiento han permanecido en la oscuridad esperando por esas luces para ser divulgado. Practicar Ifá con sólo la convicción basadas en las experiencias de siglos anteriores aprendidas empíricamente, y sin preocuparnos de las nuevas evidencias que saturan su verdad, es arriesgarnos que la sabiduría fresca de Ifá rompa esos viejos esquemas de pensamientos y actuación que estamos usando para guardarla, y se derrame todos nuestros esfuerzos sobre el lodo de la ignorancia y la frustración y al mismo tiempo convertirnos en el estrado de los pies de los enemigos de Ifá. Sería quedarnos sólo con la imagen de la Abuela y no la de la Nieta. Arrojemos al fuego consumidor de la verdad, nuestro traje de la arrogancia que impide nuestro cambio y vistamos el traje de lujo de la humildad para asistir al banquete de sabiduría de Ifá. Mostremos al mundo la vasta cultura informativa de vida que hay en Ifá, alistándonos como sus activistas todo el tiempo de nuestros días. La práctica de Ifá no es “fé ciega” como resulta en otras organizaciones. La práctica de Ifá es de sabios, inteligentes, capaces, estudiosos de las evidencias que sostienen la FÉ las cuales el mismo Ifá revela cada nanosegundo de su existencia en el universo. ¿Se identifica usted entre ellos? Ya es hora, de que esto sea así!

    Fuente autorizada por el  Dr. Luciano Pulido

Comments

comments

About Ifa Orula

Check Also

IFA Eleri Ipin

 IFA Ifa es el testigo del destino humano y la creación (Eleri Ipin; ) Ifa …